Hoy es la fiesta de Santa María Micaela, que rescató muchas mujeres de la prostitución
“Mi Providencia y tu fe mantendrán la casa en pie”, era la frase sobre Dios que Santa María Micaela del Santísimo Sacramento pedía que colocaran sus religiosas en cada casa; con su sacrificado apostolado rescató a muchas mujeres de la “mala vida”. Santa María Micaela nació en Madrid (España) en... Leer Más...
Hoy es la fiesta de Santa María Micaela, que rescató muchas mujeres de la prostitución
“Mi Providencia y tu fe mantendrán la casa en pie”, era la frase sobre Dios que Santa María Micaela del Santísimo Sacramento pedía que colocaran sus religiosas en cada casa; con su sacrificado apostolado rescató a muchas mujeres de la “mala vida”. Santa María Micaela nació en Madrid (España) en... Leer Más...
Hoy es la fiesta de Santa María Micaela, que rescató muchas mujeres de la prostitución
“Mi Providencia y tu fe mantendrán la casa en pie”, era la frase sobre Dios que Santa María Micaela del Santísimo Sacramento pedía que colocaran sus religiosas en cada casa; con su sacrificado apostolado rescató a muchas mujeres de la “mala vida”. Santa María Micaela nació en Madrid (España) en... Leer Más...
Hoy es la fiesta de Santa María Micaela, que rescató muchas mujeres de la prostitución
“Mi Providencia y tu fe mantendrán la casa en pie”, era la frase sobre Dios que Santa María Micaela del Santísimo Sacramento pedía que colocaran sus religiosas en cada casa; con su sacrificado apostolado rescató a muchas mujeres de la “mala vida”. Santa María Micaela nació en Madrid (España) en... Leer Más...
PEREGRINACIÓN ANUAL AL TEPEYAC
Monterrey, N.L. (www.pastoralsiglo21.org).- 14 de junio 2019. Como cada año la Arquidiócesis de Monterrey realizará la peregrinación anual a la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, en el cerro del Tepeyac. En esta peregrinación, a realizarse el próximo 12 de agosto; fieles, consagrados,... Leer Más...
prev
next
Lunes, 03 Junio 2019 15:11

Hoy se conmemora a Carlos Lwanga y compañeros mártires de Uganda

Escrito por  Aci Prensa
Valora este artículo
(0 votos)

Carlos Lwanga, José Mkasa, junto a 20 compañeros, fueron martirizados entre los años 1885 y 1887 en Uganda por haber conformado la sociedad de los Misioneros de África, conocida como los Padres Blancos, que se encargó de la evangelización de ese continente durante el siglo XIX.

El 3 de junio de 1886 doce de ellos fueron quemados vivos junto a otros 20 anglicanos porque se negaron a renunciar a su fe. Los otros 10 mártires fueron descuartizados.

Ya en los principios del apostolado, los Padres Blancos se encargaron de la región de Uganda como parte del Vicariato del Nilo superior (1878). Consiguieron entrar en la región y obtener muchos neófitos.

El mismo rey, llamado Mtesa, al principio favoreció a los misioneros, pero después, por temor a que la nueva religión fuera obstáculo para el comercio de esclavos que él mantenía, los obligó a alejarse.

Tiempo después fue sucedido en el trono por su hijo Muanga, quien fue amigo de los cristianos. Sin embargo, aquel panorama se complicaría de nuevo.

El líder de la comunidad católica, que para entonces tenía unos 200 miembros, era un joven de 25 años llamado José Mkasa (Mukasa) que trabajaba como mayordomo de la corte de Muanga. El rey lo mandó a mandó a matar por confrontar una decisión suya.

José les dijo a sus verdugos: "un Cristiano que entrega su vida por Dios no tiene miedo de morir". Lo quemaron el 15 de noviembre de 1885.

Los cristianos lejos de atemorizarse, continuaron con sus actividades. Por su parte Carlos Lwanga, favorito del rey, reemplazó a José como jefe de la comunidad cristiana y sus oraciones lograron que Muanga desistiera de las persecuciones por 6 meses.

En mayo del año siguiente la violencia se desencadenó. Los cristianos fueron capturados y llamados ante el rey. Este les preguntó si tenían la intención de seguir siendo cristianos, "¡Hasta la muerte!", respondieron ellos. El rey ordenó ejecutarlos en un lugar llamado Namugongo, a 60 kms de distancia.

Carlos Lwanga, Andrés Kagwa, y otros 20 jóvenes fueron beatificados el 6 de junio de 1920 por el Papa Benito XV. Posteriormente fueron canonizados por Pablo VI el 18 de octubre de 1964.

Más información en el siguiente enlace

Visto 6 veces

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.

Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.